Es Lo Cotidiano

Rechaza el Congreso exhortar a que Poder Judicial y Fiscalía eviten violencia institucional contra dos presuntas violadas

El grupo mayoritario considera suficiente un exhorto emitido por la Junta de Gobierno
Deberá entrar en funciones este 3 de noviembre el Sistema de Justicia Laboral, declara el Congreso del Estado
El grupo mayoritario considera suficiente un exhorto emitido por la Junta de Gobierno
Rechaza el Congreso exhortar a que Poder Judicial y Fiscalía eviten violencia institucional contra dos presuntas violadas

Guanajuato. Las diputadas y los diputados que integran el Grupo Parlamentario de Morena presentaron un punto de acuerdo de obvia resolución para exhortar al Poder Judicial en el Estado, así como a la Fiscalía General del Estado de Guanajuato, para que, en el ámbito de sus atribuciones, eviten que se vuelva a cometer violencia institucional en contra de Regina Irastorza y cumplan con su obligación de investigar y juzgar con perspectiva de género, para garantizarles la reparación integral por las violaciones a sus derechos humanos.

La diputada Martha Edith Moreno Valencia manifestó que, a lo largo de los años, las mujeres no habían sido escuchadas, habían sido ignoradas y cuestionadas si se atrevían a contar la verdad sobre sus abusadores, pero que ese tiempo había terminado y que en su grupo parlamentario sí les creían.

En ese sentido, la congresista se refirió al caso de Jorge “N” el cual dijo, era la estampa idónea de la descomposición política que el estado vivía, de cómo el poder corrompía cuando todo lo podía y todo lo tenía a su alcance, como la impunidad estaba por encima de todo.

Después de narrar parte de la trayectoria de Jorge “N” la congresista precisó que la noche que celebraba su victoria como diputado federal electo, fue la misma en que decidió violentar sexualmente y agredir a Regina Irastorza Tomé en contra de su voluntad e inconsciente.

“Quiero que todas las niñas y mujeres que estén viendo esto, sepan que si nos violentan a una nos violentan a todas. Nunca tengan miedo, Regina es una mujer valiente y eso es lo que se necesita, mujeres valientes que denuncien a sus agresores sin importar de sus cargos, sus amistades o cualquier otro motivo”, enfatizó Moreno Valencia.

La legisladora también se refirió a la reclasificación del delito de violación espuria al de abuso sexual lo que, argumentó, dejó en libertad al diputado federal electo presunto responsable de violación.

Dicha reclasificación, mencionó solo evidencia una de dos cosas, una grave torpeza e improvisación en la integración de las carpetas de investigación o bien y la más grave, indicó, una profunda descomposición de corrupción y arreglos políticos en favor del presunto responsable.

“Quiero creer que solo son ineficientes en su trabajo y no que dejarán impune un acto de esta magnitud por cuestiones políticas y partidarias”, subrayó Moreno Valencia.

Además, se refirió al caso de otra joven que, dijo, su carpeta de investigación está iniciada desde 2017, y la cual no ha prosperado. En ese sentido, apuntó que era momento de que las filas panistas rompieran el pacto patriarcal que gobernaba en el estado, que protegía a violadores e ignoraba a las mujeres.

“Regina y María José hoy no solo son víctimas de violencia sexual a manos de un político panista, también son víctimas de violencia institucional por parte del Poder Judicial, hechos que perpetúan la violencia y refuerzan las estructuras machistas”, enfatizó.

La solicitud de obvia resolución fue aprobada.

Al hablar a favor de la propuesta, el diputado Ernesto Millán Soberanes manifestó que subía como padre, como hermano, como hijo y como esposo, para hablar a favor y pedirles a todos su apoyo, porque sabían de antemano que el tema que se estaba abordando era muy sensible, por todo lo que lo rodeaba, pero también un tema en el que se tenía que levantar la voz y era imposible dejarlo pasar siendo representantes de toda la ciudadanía guanajuatense.

El congresista celebró que la Junta de Gobierno y Coordinación Política se haya pronunciado olvidándose de los colores y las posiciones. Afirmó que para el gobernador del estado y el fiscal general la violencia era solo discurso, porque era aberrante para la afectada que la justicia se pudiera comprar en la entidad y desapareciera cuando se trataba de condenar a los amigos, que fuera ejercida por incompetentes y corruptos, e impartida por instituciones que se convertían en cómplices.

Millán Soberanes señaló que todos eran cómplices de la violación que hizo Jorge “N”, al no levantar la voz y al no exigir una investigación imparcial y permitir que la Fiscalía General revictimizara a Regina y María José, que era rara la reclasificación, la cual no fue pedida por la víctima, sino por la fiscalía, y saltaba la duda de qué era lo que había pasado y quién estaba atrás de ese acto reprobable, porque era inédito que pidieran una reconfiguración del delito sin consultar a la víctima y por ayudar al amigo del gobernador.

Finalmente, argumentó que había favoritismo y tráfico de influencias, y enfatizó que la víctima era un ejemplo de valentía e invitó a sus homólogas de Acción Nacional a levantar la voz y dejar de lado su puesto y su origen partidista para de verdad apoyar a las mujeres.

Por su parte, la diputada Irma Leticia González Sánchez expresó que existían dos puntos importantes sobre la perspectiva de género y la otra sobre la violencia institucional, a lo que hizo alusión respecto las acusaciones en contra de Jorge “N”.

La congresista expresó que el Congreso debió mandar un mensaje de rechazo a la actuación de la Fiscalía General del Estado y salvaguardar los derechos de las ciudadanas que denunciaron delitos sexuales en su contra.

“Los cuatro años transcurridos sin que la Fiscalía judicializara la denuncia de violación en contra de María José y la reclasificación del delito de violación por uno de abuso sexual, en el caso de Regina, ambos en defensa del diputado electo Jorge constituyen claramente actos de protección política para premiar a un integrante de un grupo político que gobierna en el estado”, dijo.

Finalmente, la diputada argumentó que la Fiscalía General de Guanajuato en lugar de representar los derechos de la víctima, defendió los intereses del supuesto agresor y era por ello su insistencia, a pesar de que ya se hubiera hablado tanto del tema.

Al hacer uso de la voz para razonar su voto, la diputada Laura Cristina Márquez Alcalá comentó que previo a la presentación del punto de acuerdo en cuestión, se aprobó por unanimidad un exhorto suscrito por todas las fuerzas políticas que conforman el Congreso del Estado para que las instancias cumplan con su trabajo y en total apego a la ley.

“Nos quedamos con la fuerza del punto anterior que ha sido votado y emitido por la Junta de Gobierno y Coordinación Política donde todos los partidos se encuentran representados en este Congreso, acuerdo que ha sido aprobado por unanimidad de votos, qué más señal de fuerza podemos mandar a las instancias para que puedan realizar sus funciones y llegar hasta las últimas consecuencias en este caso y en todos los demás que estén pendientes, porque queremos que en Guanajuato se haga justicia”, subrayó.

Asimismo, reprobó que se politice, revictimice y violente a quienes se encuentran en una situación delicada como lo son las víctimas del caso que se expone.

El punto de acuerdo no fue aprobado, por lo que se procedió a su archivo definitivo.

Comentarios