Es Lo Cotidiano

Ensayad, ensayad, que el demonio...

Ensayad, ensayad, que el demonio...

 

Producto de la decisión del hombre de tornarse individuo separado del grupo, amándolo, pero a la vez criticándolo y tomando distancia de él para tener una relación intrapersonal, algo así como una habitación propia, el ensayo es género de numerosas pieles y apariencias que, en pieza que va de lo muy breve a lo muy desarrollado, pero con cierta preferencia por lo primero, examina la vida, la hace lenguaje y éste hace flexible el pensamiento y la experiencia. El ensayo desarrolla ideas, las confronta, va a las realidades más concretas y a las más abstractas. Enseña y desenseña, viste y desnuda, agita la interioridad.

En la literatura se dedica a repensar a las obras y autores que la han hecho posible, también a los lectores que los hacen existir y lo mismo los exaltan que los defenestran. Renuente a ser sometido por la política, por la propaganda, por la moral, sale a flote siempre, pues tiene a la mano el espadachín que desface los entuertos.

Tachas 44 nos da una muestra de ensayistas (varones) enfrentados a obras literarias y a autores: Caleb Landaverde y Erasmo y El elogio de la locura; Juan Francisco Camacho Aguilar y los dobles filos de los clásicos franceses: Molière y Racine; Braulio Gamaliel Baltazar Medina y las fronteras entre la Ilustración y lo romántico de Fernández de Moratín y El sí de las niñas e Isaac Zepeda y la grandeza de Hölderlin dentro de los pliegues de la locura y el genio.

Andrea Esparza Navarro nos entrega una versión poética de la sumisión, ese momento de rebeldía en que lo doloroso, lo cuestionado, se nos impone y paff.

Alejandro García nos brinda el primer capítulo de una novela próxima a aparecer.

En En la mira Francisco Rangel entrevista a Ángel Ortuño y nos comparte una muestra de su trabajo poético.

Flor Bosco inaugura su sección Diantre de León y nos lleva a las torturas de la infancia.

En Memorias del subdesarrollo la urraca ladrona nos trae una opinión de Efrén Hernández sobre el poeta zacatecano Roberto Cabral del Hoyo.

En El occipital de Einstein (Ciencia) Jesús Madrigal Melchor y Raúl Alberto Reyes Villagrana nos ilustran sobre los usos del sonido en una sola dirección.

En El Parietal de Chomsky (comunicación y lenguaje) Gerardo Ávalos sintetiza los caminos para ampliar y profundizar el gusto por la lectura.

En Un ratito de tenmeallá Irma Guadalupe Villasana Mercado disecciona Salmos bajo la luna de Amparo Dávila y nos habla de sus valores artísticos y estéticos.

Viborero ensaya y nos ensaya aunque no siempre sea a través de ensayos.

Comentarios