Es Lo Cotidiano

COSAS DE PINTORES

Luis Nishizawa, artista formador de artistas

José Luis Pescador

Luis Nishizawa, artista formador de artistas

Escribir sobre la vasta trayectoria y obra de Luis Nishizawa, un artista disciplinado y riguroso a la japonesa, que produjo obra hasta el último momento de su larga vida, es tarea harto fatigosa y monumental, y no lo pretende Este escrito ni yo. El propósito es mucho menos exhaustivo y es más bien un acercamiento ilustrativo de la influencia que ejerció este importante artista en la plástica guanajuatense o, mejor dicho, en sus artistas.

Como si se tratara de un cuento cáustico de Jorge Ibargüengoitia, en la primera década de los dosmil se volvió algo curricular en Guanajuato haber tomado un curso con Nishizawa. Para los maletas era como darse un baño de oro. Con ello ya podían presumir de artistas quienes no sabían ni lavar sus pinceles, mucho menos recrear una perspectiva o dibujar un cerro que pareciera un cerro. Abundaban exposiciones de ínfima calidad donde la o el artista (sic) decía haber tomado tal o cual curso, e invariablemente aparecía el apellido importado del Japón aunque fabricado en Cuautitlán, que quizá por su sonoridad era el favorito de los debutantes de todas las edades. Algo similar ocurría en las galerías de la ciudad de México, donde no faltaba currículo en que no apareciera, además de Nishizawa, el nombre de Gilberto Aceves-Navarro. Ambos parecían haber enseñado a medio México a pintar y dibujar.

Por suerte, a aquellos talleres y cursos no sólo asistían oportunistas. También había algun@s talentosill@s que sí aprovechaban las herramientas adquiridas y que a la postre (así se dice), y con el oficio que sólo se consigue con el trabajo constante, se volvieron profesionales de las artes. Es justo mencionar a Francisco Pichardo, entonces director del Museo del Pueblo de Guanajuato, como uno de los promotores de estos cursos (¿o talleres?), artista él mismo y participante entusiasta de cada taller (¿o curso?) que promovía.

Entre esos artistas participantes de los talleres guanajuatenses con Nishizawa, se cuentan Francisco Patlán (+), Cuauhtémoc Velázquez, Francisco Javier Romero Ramos, Norma Carmona, José Luis Méndez, Angélica Escárcega, Laura Anlleu, Alberto Pro, Ignacio Aguilar, Ana Parra, Pablo E. Aguilar, Gilberto Esparza, Iván Puig, Patricia Van Vloten, Alberto Martínez, Vanessa Salas y Luis Enrique Muñoz entre muchos otros, todos artistas profesionales y activos.

Sobre Nishizawa, comenta Vanessa Salas:

El primer curso fue en la ahora sala Olga Costa en el Museo del Pueblo, donde [Francisco] Pichardo era director. Recuerdo entre risas cómo nos decía: ‘más amarillo, échele más amarillo…’ Fue el primer curso de pintura que tomé alterno a la carrera, ‘Curso avanzado de pintura’. Ahí conviví con Norma Carmona, Luis Enrique Muñoz, Pablo Enrique Aguilar… Aprendí a preparar tablas para pintar y lienzos, así como encausto y temple acuoso. Esas fórmulas casi alquímicas despertaron en mí una gran curiosidad… Luego, en busca de fórmulas, llegué a traducir el libro FORMULAS FOR PAINTERS by Robert Massey. Como parte de mi servicio social a la universidad, en la biblioteca de la escuela dejé el original que escribí a máquina”.

(V. Salas. Guanajuato. 1-Oct-2014)

Y Luis Enrique Muñoz:

En mi opinión, las aportaciones más propositivas del maestro Nishizawa en cuanto a su producción de dibujo, pintura y grabado, son en el periodo que va de los años 50 a los 60, ya que ésta denota un seguimiento de desarrollo a nivel formal y conceptual, de una continuidad en términos orozquianos; su trabajo de tintes expresionistas denota su fuerte carga social y psíquica.

De aquellos años, lo más fuerte en cuanto a gráfica respecta, me parecen los trabajos de dos figuras clave: José Luis Cuevas y Luis Nishizawa.

L. Nishizawa fue un gran maestro, profesor y discípulo directo de otro grande, el maestro Francisco de Goitia.

-L.E.Muñoz. Barcelona. 1-oct-2014

Shinzaburo Takeda, artista japonés radicado en México, también comenta sobre Nishizawa en una entrevista recogida por el canal 22:

[…] Vine a México a la Academia de San Carlos para estudiar el arte de la pintura mural, y desde entonces tenemos relación hasta el presente, 50 años. Yo soy tal vez como su hijo de principio, y además [porque] soy japonés. Maestro que practicaba normalmente con tinta china, papel arroz… Nosotros cada domingo íbamos a Tepoztlán para pintar paisaje; El maestro Luis siempre contaba que Tepoztlán tiene ambiente como pintura oriental de China. Tenemos en Japón una larga tradición por el paisaje, ojalá pueda hacerse una exposición de su paisaje en el Japón.

El entrevistador termina la charla preguntándole quién era Nishizawa para él:

[…] Dios.

-Shinzaburo Takeda. Ciudad de México. 30-septiembre-2014. Canal 22.

Cronología

Luis Nishizawa Flores nació en la Hacienda de San Mateo Ixtacalco, Cuauhtitlán, el 2 de febrero de 1918. Su padre se llamó Kenji Nishizawa, su madre María de Jesús Flores. En 1925 se traslada a la ciudad de México, se dedica a la joyería y a estudiar música con el Maestro Rudolph Halfter. En 1942 ingresa a la Academia de San Carlos, Sus maestros son Julio Castellanos, José Chávez Morado, Alfredo Zalce y Benjamín Coria, entre otros. En 1947 obtiene el título de Maestro de Artes Plásticas y en 1955 inicia su carrera docente en la Escuela Nacional de Artes Plásticas.

Algunas de sus obras monumentales son:

Unidad del Seguro Social. Celaya.
Centro Cultural José Martí. DF.
Centro Cultural Universitario. DF.
Estacion Metro Keisel. Narita, Japón.
Archivo General del Edo. De México. Toluca.
Secretaría de Educación Pública. DF.
Suprema Corte de Justicia. DF.

Su obra se encuentra entre las colecciones de los siguientes museos e instituciones:

Museo de Arte Moderno; INBA; Colección Bancomer; Museo Carrillo-Gil; Museo de la Estampa Mexicana, en Bulgaria; Museo de la Compañía Mitsubishi, en Yokohama; Museo Shinano, en Nagano; Museo de Arte Moderno, en Kioto.

El Maestro Luis Nishizawa falleció el 29 de septiembre en México, a los 96 años de edad.

 

Comentarios