Es Lo Cotidiano

Se nos mató el chamaco por andar haciendo muecas

Antonio León

Se nos mató el chamaco por andar haciendo muecas

Los noventas, esa mala broma que algunos creímos real. Un vaquero saltarín al frente del conjunto clónico-pero-descafeinado de, digamos, Bad Company. Lo anterior no pinta nada en estos tiempos de redes sociales. En aquella época, si notabas las bondades del mundo de farmacia de similares en el rock, te llamaban ignorante.

0:02 –Es normal que aún no pase nada, ¿cierto?

0:17 –Ya, ya va empezar, que se trata de Jeremy.

0:41 –Que en su casa hacía dibujos –y sale el flaco dibujando.

0:46 –Primer plano del cantante en un solo de Asperger, o algo así. En la época aun no eran muy populares esas condiciones del aprendizaje; mi madre diría que está haciendo cara de pendejo.

0:59 –Bosque. Algo va a pasar. Un chico huye de algo que no sabemos si es El depredador, los dinosaurios de Spielberg o unos trovadores. El chico sigue corriendo y encuentra un traje en una talla que no le corresponde.

1:15 –Aquí, el ojo apopléjico, clásico de los nihilistas de la generación X, entra en funciones.

1:24 –Breve periodo de confusión: algunos elementos de la banda se contorsionan y muestran su orzuela, uno de ellos se encuentra en situación de gorrito ridículo, aparece un pasaje bíblico y se hace el miedo.

1:46 –Interior de aula, Jeremy escribe, seguro que ahora sí pasa algo.

2:46 –Pues nada, un minuto y nada. Esperen: los compañeros empezaron a darle carrilla a Jeremy por andar de protagonista en esta chingadera.

3:05 –Estrobo, Jeremy corre por el bosque, aparecen mensajes con crayolas blancas, más gestos del cantante, Jeremy en el bosque. Todo es como la bruja de Blair, pero con peor fondo musical.

3:20 –Fuego. Creo que Jeremy quemó el bosque. Qué poca madre, ojalá se enteren los de Maná, o Manu chao, Café Tacuba; cualquier guardabosque.

4:45 –¡El cantante está siendo pasado por la centrífuga existencial!

5:03 –Después del numerito de Eddie Vedder, Jeremy llega desnudo y en plan muy vergas, esperen ¡tiene un arma!

5:28 –Se mató, los compañeros observan, salpicados de salsa valentina. Aparece un objeto difícil de identificar. Creo que le llaman pizarrón.

*****

Antonio León, Poeta. Originario de Ensenada pero vive en Mexicali, poemas suyos han sido publicados en diversas antologías y revistas a nivel regional y nacional, así como en publicaciones electrónicas. Actualmente se dedica en cuerpo y alma a combatir su reciente colitis nerviosa, así como a ocultar su edad real y a escribir poemas sobre Gremlins.

Comentarios