Es lo Cotidiano

POESÍA

Un ave cae

Eduardo Padilla

Un ave cae.

No el ave, o la

ésta es sencilla,

anónima desde el huevo.

Acaso se desploma, se sumerge, se hace bomba,

pero concordamos en que un descenso

se está dando.

El reverso de esta carta sería preguntarle al gusano por el ave

que viene a incomodarlo:

“El ave asciende” dirá,

piadoso.

Si yo digo que un ave cae

lo digo sencillo

sin mayor aspiración

que realizar un ligero asentimiento.

Cuando la muerte toque a mi puerta

la recibiré con tan ligero asentimiento

que la haré sentir que realizó el viaje en balde.

Es de mala educación cortar a la mitad la broma de tu vecino.

Adelantarse al desenlace de un circuito ya oído.

Lo correcto es fingir sorpresa.

Si yo digo que un ave cae es porque aspiro a lo incorrecto.

Ni el objeto ni la acción son aquí nada (algo) más allá de si mismos.

Un ave cae, cierto, pero esta ave en particular no nos invita

a proyectar arcadas a diestra y siniestra.

La palabra infinito no será proferida en este vestíbulo,

sin importar cuanto lustre le saque Jaime a nuestro reloj de bolsillo.

Desean tirar del arco.

Desean tirar del arco y que la flecha silbe y que la cuerda cante.

Desean que estos sonidos recorran las arcadas, levantando polvo, despertando ecos.

Desean que el mutismo de una arcada hundida en sombras sea verdaderamente  

inescrutable.

Todo esto para una mayor resonancia. Ustedes desean amplificación y resonancia.

De acuerdo,

se entiende.

Pero dudo del potencial de esta ave; éste es un pájaro

que se resiste a caer de una forma que no sea llana y simple.

Si lo que buscan es pasear el bigotillo simétrico

a lo largo ancho y profundo de un caracol que se expande o se encoge,

lean a los clásicos.

***

Eduardo Padilla (Vancouver, 1976) es traductor, jugador compulsivo y autor de Wang, vector (Ornitorrinco); Zimbabwe (El Billar de Lucrecia); Minoica (escrito en colaboración con Ángel Ortuño, publicado en editorial Bonobos) y Mausoleo y áreas colindantes (La Rana). Su obra ha sido publicada en Letras Libres, Tierra Adentro, La Tempestad, Mula Blanca, Luvina, Crítica, Metrópolis y Transtierros; en las antologías El Decir y el Vértigo (filodecaballos), Divino Tesoro – Muestra de Nueva Poesía Mexicana (Libros de la Meseta/Casa Vecina), Vientos del Siglo – Poetas Mexicanos 1950-1982 (Universidad Nacional Autónoma de México); y en la selección de poetas mexicanos contemporáneos realizada en el número 12 de la revista alemana Poet (Marzo del 2012). Su libro más reciente es Blitz, publicado en la editorial filodecaballos.

Comentarios