miércoles. 28.09.2022
El Tiempo
Es Lo Cotidiano

POESÍA

La celebración

Pamela PeAl

La celebración
La celebración
La celebración



 

Intenté procurar la comodidad de las habitaciones contiguas,
la tranquilidad del sueño que transcurre a las 4 de la madrugada;
no pude evitar el estallido.

En mi garganta se acumularon las energías,
subieron de mi entre pierna, a mi vientre y hasta mi pecho.
Se acomodaron con necesidad de lanzarse,
convertirse en grito;

viajar y predicar el gozo
expulsar las represiones
liberar lo contenido.

Pensé en los huéspedes en un micro segundo;
en evitar alteraciones.
Las vibraciones internas resultaron mayores
a los consensuados modales.  

Germinaron las pasiones en estruendosos aullidos.
Viajaron con intenciones de no ser percibidos.

Ignoro las latitudes alcanzadas
y las molestias ocasionadas,
sólo tengo la certeza de la materia que habito;
recorrida en su totalidad,
sacudida hasta la irrupción.  

Imagino que la detonación viaja
y las alteraciones del accidental público
son más bien celebraciones.
Que las molestias no existen
y que las quejas son en realidad ovaciones;

por predicar el gozo
expulsar las represiones
liberar lo contenido.



 

***
Pamela Pedroza. 24 años. Comunicóloga por título, promotora cultural en la nómina, melómana por herencia y supervivencia, escritora ocasional por exfoliación de ansiedades.  

[Ir a la portada de Tachas 327]

 

Comentarios