Buscar
11:23h. Martes, 25 de Abril de 2017

"La pregunta es saber de qué se ríe Javier Duarte, será su capacidad para abusar del poder, sabrá que no le van a hacer nada o simplemente es cinismo"

“¿De qué tamaño será la debacle del PRI que para ganar algo de credibilidad tiene que sacrificar a uno de sus hijos pródigos?”

César Casino

“Priistas aplaudiendo a priistas que detuvieron a un priista que desvió dinero público para campañas de priistas”

Denise Dresser

 

 

Ahora resulta que Enrique Ochoa Reza presidente nacional del PRI dice “que hay que felicitar a la PGR ya que con ayuda del gobierno de Guatemala detuvieron a Javier Duarte de Ochoa”, queda con esto más que claro el abandono en el que dejan al ejemplo de juventud en política al que alguna vez  Peña Nieto presentara como el candidato ideal y del tipo de gobernante que deseamos tener el PRI, cuando el hoy presidente fue apoyarlo en su campaña en Veracruz siendo Peña Nieto gobernador del Estado de México, y que luego siendo ya Duarte gobernador, sería acompañando por el gobierno federal, por así decirlo, durante cuatro años, siendo el primer mandatario del país y compañero de partido quien le diera el aval y respaldo político en Veracruz.

Muchos se preguntan si fue complacencia o ignorancia lo que sucedió en Veracruz por parte del gabinete de Peña Nieto, cómo que nadie le dijo nada o él no quiso saber lo que pasaba, no sólo por el desvió de fondos públicos con maniobras grotescas creando empresas fantasmas, desde el descaro de detener a cómplices de Duarte en 2012 con 25 millones de pesos en efectivo en el aeropuerto de Toluca, que según se explicó era pagar gastos del Carnaval de Veracruz, el Festival del Tajín y las festividades de Tlacotalpan, en país en que el gobierno no puede pagar sin factura o contrato cualquier tipo de servicio. Hasta el decomiso de más de 23 millones de pesos en un departamento de la colonia del Valle en enero pasado, dinero que se entregó al gobierno de Veracruz que quedo desfalcado. Esta también la exigencia de la Universidad Veracruzana para que el gobierno del entonces gobernador Duarte entregará los dos mil millones de pesos, que fueron destinados por la Federación para las actividades académicas de la Universidad y que no le fueron entregados en tiempo y forma. Los casos de sobreprecio en medicinas, el escándalo sobre tratamientos inertes e inocuos para niños y niñas con cáncer, la aparición de la bodega en la ciudad de Córdoba con bienes y obras de arte, junto con los famosos diarios de Karime Macías, -esposa de Duarte-. El desfalcó que la Auditoria Superior de la Federación estimó hasta el 2014 es de 35 mil millones de pesos, quedando pendiente la revisión de la cuenta pública de 2015 y 2016, que seguramente incrementará otros miles de millones de pesos el monto del saqueo de Duarte y de su gabinete priista.

El exgobernador Javier Duarte, licenciado en Derecho de la Universidad Iberoamericana Cd. de México, con una Maestría en Derecho, Economía y Políticas Públicas por el Instituto Universitario de Investigación Ortega y Gasset de Madrid, y con un diplomado en Alta Dirección por el Instituto Panamericano de Alta Dirección. Es Doctor en Economía e Instituciones por la Universidad Complutense y Maestros en Gestión Pública Aplicada por la Escuela de Gobierno y Transformación Pública del Tecnológico de Monterrey, muestra como claro ejemplo, el perfil de algunos los políticos priistas, una élite preparada, la de los juniors con altas credenciales, pero que muestra el alto grado de perversión política y del abuso de poder para sus intereses económicos particulares y familiares. Tal vez por eso es la risa que Javier Duarte tuvo -y tiene seguramente-, al ser aprehendido en Guatemala, y la pregunta que nos tenemos que hacer ¿es de qué se ríe Duarte?

El saldo social es por demás grave en Veracruz, la pobreza, la marginación el uso de los programas públicos tanto para la compra de votos, como para desviar esos fondos a sus propias cuentas, habla de la falta de una moral del servicio público, pero lo que demuestra es cómo los gobierno locales pueden simular y engañar a las diversas secretarias de estado como la SEDESOL y estás hacerse de la vista gorda y permitir tales abusos, cuando el gobierno federal ha dicho que tiene auditado en su totalidad el uso y destino de esos recursos que son para atender a las y los mexicanos que menos tienen, a quienes viven en situaciones de pobreza y marginación.

En el campo de la seguridad pública, la violencia en Veracruz rompió cualquier parámetro de cordura y justicia. El control de los Zetas en todo el estado es el signo más cruel de la falta de gobierno y de la ausencia de un estado de derecho, de policías asociadas con el crimen organizado. De acuerdo con la Fiscalía General de Veracruz, de 2011 a 2016, se han encontraron 257 fosas clandestinas, sin contar las Colinas de Santa Fe, se han hallado 23 mil 157 restos humanos y 213 cuerpos, de niños, mujeres y hombres. Durante el sexenio de Duarte (2010-2016) se reportaron 5 mil 785 personas desaparecidas, de las cuales 2 340 siguen sin regresar a su hogar. En marzo de este año en Colinas de Santa Fe, en el Puerto de Veracruz, se encontraron 125 fosas clandestinas más, -con más de 14 mil restos óseos- y falta mucho por analizar y hacer los estudios correspondientes de ADN para identificar a los cuerpos hallados, datos que se suma a la dolorosa cifra de muerte que propicio el gobierno de Javier Duarte, con la complacencia del gobierno federal.

¿Qué imagen quiere mostrar el PRI? ¿De qué hablan los priistas cuando dicen que van encarcelar a los corruptos? ¿Qué pasa con el tema la Casa Blanca? ¿Con la casa de Videgary? ¿Qué pasa con los Panamá papers? ¿Qué pasa con el escándalo de  Odebrecht y los millones de dólares entregados a Lozoya exdirector de Pemex y  la negativa del sindicato de Pemex de mostrar los contratos que firmó con esa empresa? ¿Bajo qué bandera y con qué calidad moral los priistas pueden hablar de anticorrupción? ¿Qué dirá Alfredo del Mazo al ver sus fotografías abrazando a Javier Duarte? ¿Cómo Luis Videgaray siendo secretario de Hacienda, pudo explicar el desvío de fondos y la comprobación de gastos sin facturas o contratos en Veracruz?

De lo que vendrá en estos días será saber cómo esta captura, será usada como capital político, por todos los partidos políticos, candidatos y candidatas, en especial  en la contienda electoral, tanto en el Estado de México, Nayarit y Coahuila. Cuál será el saldo en Veracruz en el contexto de las próximas elecciones municipales. Será capaz Javier Duarte de hablar y decir ¿cómo operó la maquinaria que le permitió el desfalco, la compra de bienes inmuebles con recursos públicos y qué hizo con el desvió de fondos sociales? ¿Cómo operó la relación con los partidos políticos y sus líderes en Veracruz? ¿Será capaz de regresar lo que se robó? ¿Con qué dinero pagará su defensa? ¿Cómo evadió a la justicia? ¿Quién le ayudó a escapar? ¿Cómo consiguió pasaporte y credencial de elector falsos? El caso de Javier Duarte destapa una vez más la cloaca en país donde se permite que existan casos como el Duarte, el de Moreira, el de Medina, el de Yarrington, el de Borge, de Moreno Valle, de Eruviel Ávila y todos los que nos imaginemos.

La pregunta es saber de qué se ríe Javier Duarte, será su capacidad para abusar del poder, sabrá que no le van a hacer nada o simplemente es cinismo.