Día de la Independencia

“…no hay en el país, así que usted diga, un espíritu de fiesta…”
Día de la Independencia

En el 210 Aniversario de la Independencia de México no hay en el país, así que usted diga, un espíritu de fiesta.

Ni siquiera en su cuna, Guanajuato.

Para empezar, no hay 'Grito' frente a las masas. Ni en palacio nacional ni en las capitales de los estados, ni en las plazas públicas de los municipios.

El SARS-CoV-2 de la familia de los 'coronavirus' y su consecuencia, el mal de covid-19, nos agobian.

México, como el resto del mundo, no está para 'tronar cuetes.'

En el plano internacional, a México lo ocupan dos asuntos: el 'coronavirus' y su vecino del norte, los Estados Unidos de América.

En el mundo ya hay casi 30 millones de casos de contagio de covid-19 confirmados en 188 países; el número de muertos se acerca a toda prisa a un millón.

Seis meses después de que la Organización Mundial de la Salud, la OMS, lo declaró una pandemia, el virus regresa en muchos países que se habían asumido exitosos en su combate y los rebrotes asustan a Europa, pero son la India, los Estados Unidos de América —la economía más poderosa del mundo- y Brasil, las naciones con el saldo en rojo más alarmante.

En los EUA, su presidente Donald John Trump ve cada vez más complicada su reelección. Están ya en la recta final de la carrera electoral que por ahora encabeza el demócrata Joe Biden. Trump aparece rezagado, aunque no derrotado. El presidente se recupera de los vaticinios de hace unas semanas. La campaña republicana parece frenar el alza de su contrincante, pero el camino es cuesta arriba.

Si bien sería aventurado pronosticar una tendencia definitiva a favor de Biden o de un vuelco en las encuestas, los números sugieren que los 'palos de ciego' de Trump no lo son tanto. A su electorado gustan. México carga con el antecedente de la visita de AMLO a Trump y las suspicacias del manejo que tendría en manos demócratas el T-MEC acordado con republicanos.

En el territorio nacional la violencia, el 'Coronavirus' su vacuna a la distancia- y AMLO frente a una oposición harto inestable, son la agenda.

México es uno de los países más golpeados por el covid-19 en todo el planeta. Más de 70 mil muertos no dejan lugar a dudas. Y las víctimas mortales aumentan en toda la República Mexicana, con una alerta dramática en la CDMX.

Los científicos son escépticos frente a las promesas de la vacuna. Los políticos insisten en el cierre de 2020. Las expectativas médicas de la Organización Mundial de la Salud nos llevan hasta la mitad de 2021 o 2022 para una vacunación masiva.

La patria chica

En el patio de la casa, como es particular, no queda claro el por qué del activismo incesante del gobernador Diego Rodríguez como actor de reparto en aspiraciones político/electorales ajenas cuando hay tanto qué hacer acá...

Javier Corral, gobernador de Chihuahua, ya se va, y está a nada de tirar una carrera política destacable por el asunto del agua y el tratado de entrega a los EUA. Enrique Alfaro, gobernador de Jalisco, la mar de estridente cuando no tiene a AMLO enfrente, trabaja en su candidatura presidencial por Movimiento Ciudadano. A Silvano Aureoles, gobernador de Michoacán, también de salida y con la motivación única de esquivar la cárcel-, ni mencionarlo.

¿Y Diego?

Mientras el gober se distrae, los problemas de Guanajuato se agravan: la violencia y los muertos por covid-19, amén del hostigamiento ojo, alarmante- a los movimientos feministas. Las elecciones a la vista sólo interesan por ahora a los políticos.

La violencia. La estrategia, si existe, pierde el foco que sería su origen: Guanajuato es el estado con más asesinatos en todo el país. Punto. Simple.

El fiscal 'autónomo' Carlos Zamarripa Aguirre —con un aparato que insiste en cifras que trastocan muertes dolosas en 'culposas', accidentales- y un secretario de Seguridad, Alvar Cabeza de Vaca Appendini, que nunca se asume responsable de la prevención de los delitos en los municipios pese a cooptar a sus direcciones de policía, son un estorbo. Sus números los delatan. No sirven para atajar la violencia en Guanajuato. Cuesta trabajo entender por qué el gobernador se resiste a esa realidad. Y la realidad es terca.

La violencia en Guanajuato continúa su ascenso vertiginoso. Mire, lo hemos escrito en facebook, los reporteros de la 'nota roja' hoy son malísimos. Pero abruma la cantidad de asesinatos que cubren. Uno tras otro, en todos los rincones de la entidad. Asómese. Es impresionante.

Hasta ahora, el gobernador parece reaccionar a la violencia únicamente cuando ésta golpea a los inversionistas asiáticos, aun cuando los más lastimados son los dueños de medianos, pequeños y micro negocios ¿Y si las multinacionales se van en busca de menores riesgos? Bueno, seguramente haríamos 'un videíto' de las ocupaciones artesanales.

La violencia en Guanajuato es un problema nacional y los diferendos con el presidente Andrés Manuel López Obrador no están ayudando.

Lo otro es el 'covid-19.'

Guanajuato rebasó la marca de los 30 mil casos de contagio acumulados y anunció la apertura de espacios de encuentro social. No hace falta ser un genio para entender que eso no fue lo más conveniente. Pero, bueno, vamos a las explicaciones.

Sí, los hilos de oro en la Ex Hacienda de San Gabriel de Barrera detonaron la presión del sector servicios. Así que se autorizaron encuentros sociales, de negocios y deportivos, con las simulaciones de contención debidas ¿alguien duda que José Arturo Sánchez Castellanos, presidente del Consejo Coordinador Empresarial de León, CCEL, le tiene tomada la medida al gober?-, y pusimos a la gente en la calle.

León es un drama.

Esta semana la ciudad llegará a los mil muertos por covid-19 ya escribiremos de eso-, y la autoridad municipal se erige como una nulidad absoluta.

Los leoneses pagan con certificados de defunción la necedad del PAN de mantener como alcalde a Héctor Germán René López Santillana ¿Que es una elección mayoritaria de los ciudadanos? Ah, Ok-, un gerente al que algunos imaginan como gobernador electo -durante un rato ya fue sustituto.

En León, si usted camina por sus calles y plazas, el Centro Histórico incluido, nada dibuja que vivimos una pandemia mundial. Necear en lo contrario es demagogia. Y les sale bien.


(A) La Jaula

El avión.

Nos amanecemos con el ganador de la rifa del No-Avión. ¿Es usted? Avíseme...

correspondencia: tigresdepapel001@gmail.com

Twitter: TigresDePapel

Comentarios