Tigres de Papel • Cutberto, Sheffield y el a.m. • Francisco Javier Mares

“El pasaje no da para más, pero sí es pretexto para echar una ojeada…”
Tigres de Papel 260521
Tigres de Papel
Tigres de Papel • Cutberto, Sheffield y el a.m. • Francisco Javier Mares

Titular 'Cutberto, Sheffield y el a.m.' a este turno de 'Tigres...' es un recurso abusivo, sin duda, así que de entrada ofrezco esta aclaración comedida a Cutberto y al 'a.m'.

En su 43 Aniversario —Felicidades, por cierto-, en el 'a.m.' hacen muchas de las cosas que ahí me enseñaron que no se hacen: publicar textos sin corregir y datos sin verificar; lucrar con imágenes al modo de 'Alarma' para financiar 'Impacto'; obviar a la contraparte y más de un par de etcéteras, insumos de una columna que no me interesa escribir —y aquí no vienen al caso.

Cutberto Jiménez Mayagoitia es un periodista prudente, si los hay, de maneras pulcras en la entrevista y a la máquina, los dos momentos clave en la rutina diaria de un reportero.

Y Francisco Ricardo Sheffield Padilla es... bueno, Ricardo es, usted lo sabe, un político.

En el episodio más reciente e hilarante de su campaña como candidato del Movimiento de Regeneración Nacional, Morena, en busca —a estas alturas, eso es un decir- de la presidencia municipal de León, Ricardo fue hasta la ventanilla digital del 'a.m.', a que lo entrevistaran 'en vivo'.

—¿Qué harías en particular para reducir la violencia en León? —pregunta comedido el reportero, que a diferencia del candidato, porta el cubrebocas obligado en la conversación. El entrevistado viste mezclilla y la casaca de su partido.

—Cutberto, lo primero que tenemos que hacer es seguir el modelo federal en ese tema —el candidato da 'play' de respuesta a su casete de época.

—¿Cuál es, el de 'Abrazos, ¿no Balazos’? —desliza el periodista, y Sheffield se pausa bruscamente y mira a su interlocutor. La cinta se hace nudos.

—No seamos ridículos, Cutberto —le espeta, el semblante desencajado.

—Eso dijo la oposición —concilia el otro.

—No seamos ridículos, Cutberto –‘Eso dijo la oposición', repite el entrevistador.

—Pero tú no eres la oposición, Cutberto. Tú eres un periodista serio y profesional. Entonces no se vale que digas eso, Cutberto (...) Y me parece ofensivo y poco profesional de tu parte —se enoja Sheffield mientras le mira fijamente, aprieta el puño izquierdo, toca en el antebrazo a su anfitrión y sostiene el tono con un dejo paternalista, condescendiente, execrable.

Luego se sigue con una disertación harto aburrida sobre la relación entre los tres niveles de gobierno, sin atinar a responder la pregunta concreta: ¿El modelo es el de 'Abrazos, no Balazos'?, al tiempo que Cutberto aguanta firme y a descubierto la perorata, con la paciencia de Job, que no cualquiera.

Rumbo al cierre de las campañas, Ricardo Sheffield luce perdido en la encrucijada. En el que está, parece un camino que lleva a ningún lado. Ya ni en los casinos apostarían por él. Gritonea en la casa editorial que más espacios le ha concedido y mejor le ha tratado en esta aventura. Él se retrata de cuerpo entero como lo que es, un político irascible. Ha de ser la presión —si no la arterial, sí la política.

A la mañana siguiente el 'a.m.' le obsequia el encabezado principal, a dos pisos, de la portada de su versión impresa, así como a ver si le da pena. Pero no, eso no sucede. Nunca. Con ninguno.

El pasaje no da para más, pero sí es pretexto para echar una ojeada al momento de los medios, los políticos y los periodistas en estas campañas, afortunadamente agónicas. Asome, si no, a lo que sigue.

Un estado de indefensión

En Pénjamo, el reportero de la página de noticias Pénjamo.Biz 2.0, Luis Raúl Aguilera, fue apuñalado la madrugada del viernes, al llegar a su hogar. Un desconocido lo hirió en el pecho y los brazos. Llevado a un hospital, se le reporta fuera de peligro. La fiscalía y el Consejo de Protección a Periodistas tomaron nota del hecho. Algo es algo.

Luis Raúl Aguilera anticipó al inicio de mayo, el día 4, que hacía responsable de cualquier ataque a su integridad al candidato del PVEM a la Presidencia municipal, Alejandro Flores Razo.

De este 'grillo', el reportero había publicado que un particular lo acusó penalmente del despojo de un terreno; entonces Flores Razo cobraba como diputado local panista. Luego dejó a los azules y se incorporó a la nómina de los verdes, que lo registraron como su candidato a la alcaldía.

En seguimiento a su nota, el lunes 17 Luis Raúl escribió que el ex diputado del PAN había perdido la demanda por despojo. Ups.

El viernes 21 fue apuñalado.

El neo VerdeEcologista pide ahora 'no politizar' el ataque al informador. Claro, dice que está a la orden de la autoridad que lo requiera para 'esclarecer' el hecho —bueno, eso aunque no quisiera. Habrá que esperar a saber si en la Fiscalía saben sumar dos más dos.

Lo que ocurre en Salamanca es francamente de escándalo. Israel Vázquez Rangel, de 31 años de edad, reportero de nota roja de 'El Salmantino', fue asesinado al amanecer del lunes 9 de noviembre de 2020. Lo mataron a tiros en la vía pública, en la colonia Villa 400, justo mientras se disponía a informar en vivo sobre una ejecución más.

Su hermano Hugo publicó este lunes en sus redes sociales:

—“¿¿¿Qué mensaje intentó dar un candidato a la alcaldía de Salamanca en la muerte de mi hermano Israel???? —en mayúsculas en el original.

—“Juan Carlos González Muro, candidato independiente a la alcaldía de Salamanca, Gto., quien era regidor en la administración 2018-2021 de la alcaldesa Beatriz Hernández, subió un video donde se ve a un artista urbano de nombre Emmanuel Berber Higareda, "Dener" hablar de la inseguridad en Salamanca, al mismo tiempo el grafitero pinta un mural.

“En las imágenes del mural aparece una rata con una corona en la cabeza sentada en una silla, también aparece un banderín que tiene escrito en color rojo 'El Salmantino', debajo está un hombre vestido de negro atrapado en una trampa para ratones, el cual en su mano derecha tiene un celular.

“El mural se ubica en la esquina de la calle Pasajero y Allende, a un costado del Río Lerma.

“No sé con qué intención subió este vídeo, qué mensaje quiso dar. Estaría bien que explicara por qué apoyó esta idea y cuál es el mensaje que quiso decir.”

Y cabría preguntar también: ¿A qué mente enferma se le ocurre ordenar o, en su defecto, 'capitalizar' un 'mural' así? ¿Qué remedo de político concibe un escenario semejante para 'promocionarse?

Y ya entrados en preguntar: ¿Harán algo al respecto la Fiscalía del estado y el Instituto electoral, alias el IEEG? Aquí la respuesta es simple: No.


 

(A) La Jaula)

'¡Vas, Carnal!'

Gustavo A. De Hoyos Walther, a la sazón ex presidente nacional de la Coparmex, escribió en twitter: “Muchos empresarios me han preguntado cómo hablarles a sus colaboradores acerca de la importancia de su voto en las próximas elecciones. Un buen ejemplo para codificar el mensaje nos lo da @eduardo_caccia. Ustedes saben cuál es el mejor conducto.” Hace referencia a un 'Artículo de opinión' publicado en 'Reforma', con el título '¡Vas, Carnal!' y bajo la firma de Eduardo 'el cachas' Caccia, mercadólogo especializado en 'Neuromarketing'. En el texto de marras se leen cosas como: “Te escribo a ti, sí, tú, que te la rifas toda la semana en la chamba (...) A ti, que eres parte de una empresa en la que alguien decidió arriesgar su poca o mucha lana (...) No te voy a salir con que todos los patrones son unos santos, hay de todo, como en botica, unos son ojetes (...) Si eres de los que ya llevan algunos años en su chamba, seguramente tienes un buen patrón...”, en un intento lastimero por 'hablar en su lenguaje' a los trabajadores. Esa oposición a AMLO y su 4-T, de plano no tiene remedio. A propósito de lo que sea, es así como escribe De Hoyos: “Para ti que eres empresari@ llegó el momento de motivar a tus colaboradores a que tomen en sus manos el futuro de México. Explícales la importancia de su voto y convócalos a que todos voten. ¡Que nadie se quede sin votar!” El paternalismo ramplón de la 'Antropología del Consumidor'.


 

Correspondencia: tigresdepapel001@gmail.com
Twitter: TigresDePapel

Comentarios