Con Sansón a las patadas

“Ahora resulta que quienes antes fungían de tapete a Mr. Trump, recomiendan entrar en una guerra comercial con nuestros vecinos del norte…"

Con Sansón a las patadas

Ahora resulta que quienes antes fungían de tapete a Mr. Trump, recomiendan entrar en una guerra comercial con nuestros vecinos del norte. Aquellos que ha muy pocos años le dieron el empujoncito necesario a su campaña invitándolo como candidato a México, con todos los honores y gastos de helicóptero incluido, ahora quieren que nuestro tabasqueño presidente se le arroje a la yugular.

Aquellos que otrora confiaban en esa deletérea dupla Videgaray-Kushner, ahora vituperan contra los intentos diplomáticos y concentran burlas en un funcionario que pizca cacahuates sin posar para la foto.

Quienes nunca tuvieron un plan para la diplomacia exterior mexicana y llenaron las legaciones consulares de cuates y personajes execrables como Fidel Herrera, para sólo mencionar uno de los peores, ahora exigen una respuesta que realce la dignidad erosionada en los últimos sexenios con episodios bochornosos como el “comes y te vas”. Hay que cuestionar si México en realidad conserva ese prestigio diplomático que tuvo en los tiempos de la dictadura perfecta...

Al parecer y por el momento, el incendio se ha apagado, aunque conociendo las formas y necesidades de campaña del güero tuitero, no tardarán en aparecer nuevas demandas. El acuerdo alcanzado quizá no sea el mejor, pero permite preparar planes de contingencia ante posibles amenazas futuras.

Me detengo a pensar en aquellas voces especializadas que clamaban por la confrontación. Seguro habrán pensado con seriedad en las repercusiones que tendría un enfrentamiento directo y airado con nuestro principal socio comercial, cuando las calificadoras financieras están a sólo dos niveles de rebajar a nuestro país de grado de inversión a grado especulativo. No se trata sólo de bombardear con mala fe a un gobierno de izquierda. ¿Creen que con eso los votantes regresarán a buscarles antes de que termine el sexenio para enderezar el rumbo del país? ¿No es eso jugar de mala fe con el destino de millones de mexicanos que serían los primeros perdedores ante una fuga de capitales? ¿Es posible confiar en la responsabilidad y seriedad de una oposición que esgrime tan pobres argumentos y dado tan miserables ejemplos de eficacia?

Si en verdad quieren ser oposición, creo que México se merece una mucho más seria y responsable, pero como no lo fueron en el gobierno. Tenemos muy pocas probabilidades de recibir algo de provecho de quienes desean a toda costa volver a servirse de él y celebro, a pesar de las condiciones, que se haya llegado a un arreglo momentáneo, en particular por el punto que busca “fortalecer y convertir a Centroamérica en una zona segura, próspera y desarrollada”, texto que jamás habría aparecido sobre la mesa, de haber sido otros los negociadores. Porque si eso significa acorralar e intervenir gobiernos mafiosos a través de instancias multilaterales, creo que por lo menos brinda algo de esperanza a quienes deben migrar para salvar la vida.

 

Comentarios a mi correo electrónico: panquevadas@gmail.com 

Comentarios