Buscar
03:14h. Viernes, 19 de Octubre de 2018

El combustible y las mujeres

“…la queja de muchas mujeres en Guanajuato es la falta de equidad o de espacios para la participación, fuera de las cuotas de género que a fuerza de ley las metieron en la contienda…”


El fin de semana salieron a marchar vecinos de la colonia San Miguel Infonavit en el municipio de León. Fue un movimiento social que los hizo abandonar la comodidad de su domingo y exigir a las autoridades municipales que no permitan que les roben su tranquilidad. La de por sí conflictiva zona, ve otra amenaza en la construcción de una estación de gas carburado.

Y el tema no es para menos. Datos de la Agencia Nacional de Seguridad Industrial y Protección Ambiental del Sector Hidrocarburos (ASEA) establecen que una explosión con el manejo de 210 kilogramos de gas licuado, pueden tener una afectación en un radio de media hectárea. Los vecinos, a una calle de distancia, ven la amenaza en su puerta. No quieren ahí la estación de servicio.

Y del por qué, los vecinos ponen una muestra en botón: el fin de semana Jesús Mejía Torres, un locatario de la zona, pidió a la empresa Tomza un tanque de gas de 30 kilogramos y se lo vendieron con la nota 38490. En el transcurso de su jornada, Jesús se percató de una fuga de gas por lo que pretendió llamar a los teléfonos de la empresa, aunque sólo tienen impresos en esa nota sus teléfonos en San Francisco y San Diego. Tras pedir al camión el apoyo para que repararan su tanque, ya no hubo más respuesta.

Fue un tema menor en el manejo de los combustibles, Tomza no estuvo localizada para evitar una conflagración mayor que, sin embargo, tuvieron que atender los propios vecinos a través de su comité de seguridad. Ellos salieron, ellos atendieron la emergencia –aunque no están capacitados- y ellos son los que se oponen hoy a que otra empresa gasera, NatGas, opere hoy la estación de servicio en el corazón de su colonia.

Ello abre de nuevo el debate que se generó hace un par de décadas cuando inició a tomar forma el Atlas de Riesgo en el municipio de León y se mencionó que, por la industria local, el incremento de gasolinerías, las vialidades por las que circula combustible, los ductos de Pemex y su refinería, así como las gaseras, marcaban un foco rojo en esta ciudad.

Pero ahora parece que la discusión quedó fuera de la deliberación técnica, para pasar a una mesa de otro tipo. A decir de los vecinos, fue la directora de Desarrollo Urbano quien comentó que la operación de la gasera era similar a la de una tenería.

Por eso salieron a manifestarse, en su mayoría mujeres, el domingo. No quieren que nadie les arrebate su tranquilidad.

Violencia política

Este 8 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Mujer, y la queja de muchas mujeres en Guanajuato es la falta de equidad o de espacios para la participación, fuera de las cuotas de género que a fuerza de ley las metieron en la contienda.

Ruth Lugo y María Esther Garza en Guanajuato, Monserrat Vázquez en Celaya, Patricia Vilches y Norma Nolasco en León, Claudia Granados en Xichú, Maribel Aguilar González, entre otras militantes del PAN, PRI, Morena, PRD y Convergencia, han denunciado en las últimas semanas que sufrieron esa violencia de género en sus partidos políticos.

La pregunta es si los dirigentes, todos ellos varones, han entendido el significado del lugar que se han ganado las mujeres en la vida democrática en el mundo, en el país y en el estado.

Pareciera que ni a fuerza de ley permiten el pleno desarrollo de las mujeres en la competencia por los cargos públicos y que, más allá de lo que la ley les permite, se han convertido en los próceres de la negociación, aunque ello les lleve a bajar, obviar o no permitir la participación de mujeres que se lo han ganado. Así las cosas.

El autor es editor de Platino News

Twitter: @martindiegomx

Correo: martin@platino.news