lunes. 03.10.2022
El Tiempo
Es Lo Cotidiano

Vive León el primer Festival Madero Blues

Los pájaros Lolos, Fede Teiller y Sandra Vázquez, participaron en esta edición

Vive León el primer Festival Madero Blues

León, Gto. La explanada del Templo Expiatorio se llenó de música y color con la inauguración de la primera edición del Festival Madero Blues.

La directora de Hospitalidad y Turismo, Gloria Magaly Cano de la Fuente, dio la bienvenida al público en general y agradeció a Vicente Corona  Hernández, presidente de la Asociación Nacional Cultural de Música Blues y Jazz, y organizador del Salva Blues Jazz Festival Internacional, por el apoyo en la organización del Festival Madero Blues.

Por más de tres horas, el público disfruto del concierto a cargo de la agrupación leonesa, ‘Los Pájaros Lolos’ y los argentinos, ‘Fede Teiller’ y ‘Sandra Vázquez’, quienes interpretaron los acordes de los clásicos de este ritmo originario de las comunidades afroamericanas en Estados Unidos.

“La mejor manera de sentir el blues, es dejarse llevar por su ritmo, su letra y su sentimiento”, esta fue la recomendación de los músicos al público que vivió el primer Festival Madero Blues.

El objetivo de llevar este tipo de eventos a espacios públicos de  la Zona Centro, es contribuir a la activación de la calle Madero; dando oportunidad de integrarse a comerciantes, restauranteros, hoteleros y prestadores de servicios, generando así una sinergia que atrae a nuestros visitantes y locales con un evento de talla internacional.

El Blues tal y como lo conocemos actualmente, nació con la emancipación de los esclavos negros en Estados Unidos  entre los años 1870 y 1900, en un lugar comprendido entre los estados de Mississippi, Louisiana, Georgia y Alabama. Lo que inicialmente define al Blues es que se trata de un género basado en una narración vocal solista acompañada por uno o varios instrumentos, predominando los de cuerda.

En el festival estuvieron también, el director de Producto Turístico, Guillermo García y el presidente del corredor Madero, Towaki ito.

Comentarios