Sábado. 07.12.2019
El Tiempo
Es lo Cotidiano

Diabetes, primera causa de consultas IMSS y de muerte entre mexicanos

Diabetes, primera causa de consultas IMSS y de muerte entre mexicanos

León, Gto. La diabetes constituye actualmente la primera demanda de atención médica en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), y la primera causa de muerte de los mexicanos. Anteriormente el diagnóstico se realizaba en pacientes de 40 años de edad y mayores, hoy en día se presenta en adolescentes de entre14 y18 años.

El doctor Luis Roberto Ortega Ortega, médico familiar de la Unidad de Medicina Familiar No. 51, del IMSS en León, Guanajuato, comentó que se ha incrementado la presencia de trastornos metabólicos en adolescentes. La epidemia de la obesidad es un factor determinante para desencadenar la diabetes mellitus y en México cada vez más adolescentes padecen sobrepeso u obesidad.

Señaló que el IMSS realiza un diagnóstico certero por medio de la prueba “curva de tolerancia a la glucosa” que consiste en proporcionar una carga de glucosa (azúcar) en ayunas a las personas y tomar muestras cada 30 minutos para medir su azúcar durante las siguientes tres horas.

Dijo que los resultados en adolescentes son alarmantes,  ya que a su edad -de 12 a 19 años- ya presentan niveles altos de glucosa, lípidos, colesterol y manifiestan intolerancia a los carbohidratos, característica de los pacientes que están en transición del rango normal de glucosa a ser diabéticos.

El sedentarismo, el consumo de comida chatarra y la obesidad son los principales responsables del aumento de la diabetes mellitus en adolescentes.

Afirmó que actualmente en la vida que desarrollan los jóvenes disminuye la actividad física, los mantiene largas horas frente a la computadora, videojuegos o televisión, además de estar sentados en la escuela; no caminan por trasladarse en auto.

Precisó que la carga genética también juega un papel importante en la diabetes, ya que hasta el 30 por ciento de los niños que tienen antecedentes familiares son propensos a presentar niveles alterados en la producción de insulina y control de glucosa.

Manifestó que se trata de un padecimiento silencioso y los padres tienen la responsabilidad de contrarrestar los malos hábitos dietéticos de sus hijos, ya que en ocasiones este proceso inicia desde la vida intrauterina, cuando la madre es diabética, hipertensa o no controla sus niveles de colesterol y su bebé ya presenta lesiones vasculares desde esa etapa.

Aseguró que es recomendable que los padres del adolescente fomenten la actividad física; cambien el consumo de pizzas, hamburguesas y papas fritas por una alimentación balanceada con frutas y verduras; sustituyan el refresco por agua natural y preparen en casa el lunch o refrigerio para la escuela, a  fin de salvarlos en un futuro de la diabetes mellitus y sus tempranas complicaciones.

Recomendó a los jóvenes hacer ejercicio por lo menos 30 minutos diarios; bajar de peso si es necesario, revisar su presión y no descartar exámenes para detectar alguna alteración en el metabolismo.

Por último, mencionó que se ha observado en adolescentes que si en un periodo aproximado de seis semanas cuidan su alimentación pueden recuperar las funciones normales del metabolismo.

Comentarios