Es lo Cotidiano

CRÓNICA

Tachas 546 • La Cueva • Karla Gasca

Karla Gasca

Imagen generada con IA
Imagen generada con IA
Tachas 546 • La Cueva • Karla Gasca

Tenía seis años cuando me escondí en un exhibidor circular del que colgaban abrigos tan largos que tocaban el piso. Sólo tenía que quedarme quieta en el centro del exhibidor y nadie me encontraría. Mamá se dio cuenta de mi ausencia pasados cinco minutos, pero mi padre se tardó mucho más; estaba muy ocupado viendo relojes que no podría comprar ni en sueños. 

Escuché que me llamaban, repetían mi nombre y yo sólo apretaba la palma de mi mano izquierda contra la boca para ahogar una risita que amenazaba con delatarme. Después de una hora la voz de mi mamá cambió, temblaba como cascabel en el cuello de un gato. Nada ponía más nervioso a mi padre que los momentos de desconsuelo de mamá, así que amenazó con un castigo horrible. Temí abandonar mi escondite; lo mejor sería permanecer ahí hasta que todos se calmaran y mi padre olvidara el asunto del castigo. 

Entonces esperé. Escuché el ir y venir de pasos sobre la duela, el repiqueteo de los tacones de las vendedoras, el llanto de mamá, las preguntas de los policías, las explicaciones de mi padre y el sonido de la cortina metálica de la tienda al bajar por la noche. 

No sé cuánto tiempo ha pasado, pero las luces se han apagado y prendido cientos de veces. Me gusta mi nuevo hogar, esta cueva afelpada con olor a humedad a la que nadie se asoma, quizá porque estos abrigos pasaron de moda hace mucho, mucho tiempo 




***

Karla E. Gasca (León, Gto). Estudió Cultura y Arte en la UG. Ha publicado en revista Ritmo Imaginación y Crítica, Imaginario Fantástico Mexicano Volumen I de la UNAM, Entretextos de la UIA León, Revista Enjambre de la UG, etc. Cuentos suyos aparecen en las antologías: Para leerlos todos (2009), Poquito porque es bendito (2012) y Presencial, memoria del encuentro entre colectivos literarios del Seminario Amparán (2021). Coordinó la antología Crestomatía-Gymkata que reúne textos de 10 autores guanajuatenses como parte del programa Apoyo a Espacios Culturales Independientes en la categoría de edición y promoción de libros (2020). Forma parte del colectivo Mar de nombres.




[Ir a la portada de Tachas 546]