Es lo Cotidiano

Martinica y huapangos

Martinica y huapangos

En plena primavera plagada de frenesís tan amorosos como atropellantes, este Tachas 198 abre juego con la generosidad historiográfica de Pablo E. Montes para contar y cantar glorias y penurias del Estadio la Martinica, ocaso de un coloso, en tanto que Beto Cronopio aluza sobre la razón de ser de Don Alejandro Flores, huapanguero, Javier Morales i García concluye la biografía musical de The Leaves are happening!!! y Rafael Cisneros avanza en ese radical gesto de antidiscolería que es el compartir sus Cien películas para una vida [IV].

José Luis Justes Amador borda la novena entrega de su Diario de Navegación sobre las veleidades de una Abstinencia, Andrés Baldíos dibuja verbalmente la Fotografía de un encanto a Wislawa, Giselle Ruiz brinda el sexto salto mortal sin red de su novela por entregas Estuve ahí, y aquí concluye el libro que Roberto Castillo Udiarte y Tico Orozco entregaron con Palabras mayores de las seis menores.

La poesía queda a cargo de Hekti Schulze con Un canto para Lili Marleen.

Los Disfrutes Cotidianos de Fernando Cuevas hoy revisan en dos cintas el infernal tema de vivir Cuando los hijos mueren, Gabriela Mosqueda reseña Dos exposiciones en el Antiguo Colegio de San Ildefonso, y la Guía de Lectura de Jaime Panqueva invita a inaugurar –o retomar, según el caso- la sana tradición de comprar libros en estanquillos, con una Iliada que inaugura la Coleccion RBA.

Urjámonos.

[Ir a la portada de Tachas 198]

Comentarios