Buscar
03:30h. Martes, 26 de Marzo de 2019

Ir de museos

Theo Jansen, asombrosas criaturas en el Laboratorio Arte Alameda

Gabriela Mosqueda

Hay obra en exposiciones que resulta difícil de clasificar. La de Theo Jansen es de ese tipo de obra: es un híbrido entre las inquietudes artísticas y la ingeniería orientada a la creación de seres con cierta movilidad autónoma: los Strandbeest (o Bestias de playa) que a partir de 1990 se han convertido en la principal labor del artista holandés.

Estas bestias -o esculturas cinéticas, o innovaciones de ingeniería- fueron diseñadas para caminar únicamente impulsadas por la brisa del mar en las costas de Holanda. Su compleja estructura proviene de la reflexión que Jansen ha hecho acerca de los ciclos de vida y muerte, además de la selección natural.

Estas bestias, su proceso de creación, vida y muerte; su clasificación y desarrollo, son el eje de la exposición que se encuentra actualmente en Laboratorio Arte Alameda, una institución relativamente nueva del INBA que desde hace 17 años se dedica a explorar la relación del arte con la tecnología, tomando para ello en cuenta todas las diferentes acepciones de la palabra tecnología.

Más allá del impresionante trabajo de ingeniería realizado por Jansen, la mirada a sus bestias es una mirada a la compleja mente de un artista que por medio de un intrincado sistema ha logrado plasmar su propia sorpresa de estar vivo, de poder crear un animal que pudiera expandir su propia existencia y se transformara pasando por diferentes niveles de desarrollo.

La exposición consta únicamente de ocho piezas que han estado viajando por el mundo gracias a la iniciativa de Fundación Telefónica, que comienza a involucrarse con las instituciones culturales de nuestro país en busca de aliados para su posicionamiento; de estas ocho piezas, seis son consideradas por el artista como "fósiles", creaturas que ya cumplieron su ciclo, y dos que 'han vuelto a la vida' para esta exposición y que pueden verse en movimiento. Usualmente las Strandbeest viven sólo durante el verano en la playa en la que fueron construidas y luego mueren.

La entrañable personalidad de Theo Jansen también puede verse en estas piezas: un hombre inteligente, con reflexiones y preocupaciones profundas y un gran sentido del humor.

Una exposición de pocas piezas que no hay que perderse.

Theo Jansen. Asombrosas Criaturas
14 mayo - 13 agosto, 2017

LABORATORIO ARTE ALAMEDA
Dr. Mora 7, Centro Histórico
Ciudad de México


 

***
Gabriela Mosqueda
(León, Guanajuato, 1986) es licenciada en Comunicación por la Universidad Iberoamericana León con Maestría en Museología y Gestión de Exposiciones por el Instituto Superior de Arte de Madrid, España. Ha colaborado en museos estatales y federales, galerías y colecciones privadas, así como publicaciones de arte y diseño en Guanajuato y la Ciudad de México, donde actualmente vive y trabaja.

[Ir a la portada de Tachas 207]​