Chispitas de Lenguaje • Adonde / a donde • Enrique R. Soriano Valencia

"«¿A dónde vas?» puede escribirse también «¿Adónde vas?»..."
Chispitas de Lenguaje • Adonde / a donde • Enrique R. Soriano Valencia


Nuestro idioma tiene muchos recovecos. Expresarse con precisión, obliga a usar un conjunto de palabras que reflejen exactamente lo que se pretende transmitir. Eso exige al redactor seleccionar con precisión los vocablos por usar. Una palabra equivocada, enunciará una idea distinta. De ahí la importancia de ser cuidadoso en la elección. Las voces en la oración no deben dejar lugar a duda. Sin embargo, ese propósito se ve en riesgo cuando hay palabras que se parece muchísimo en su ortografía y en su significado.

Hasta 2005 se proponía un uso diferenciado de las palabras que encabezan esta colaboración. Hoy tienen el mismo significado y solo sutilezas les hace distintas. Ampliemos y ejemplifiquemos para mejor comprensión.

«¿A dónde vas?» puede escribirse también «¿Adónde vas?» El Diccionario panhispánico de dudas (publicado por las Academias de la Lengua Española, en 2005) dice que no se debe censurar alguno de estos usos (el segundo es menos común en nuestro país y por eso sorprende). Actualmente se consideran sinónimos. Antes de esta nueva norma se venía recomendando la forma separada cuando no se tuviera antecedente y junta cuando lo hubiere.

Esto implicaría que en el enunciado «¿A dónde vas?», se desconocería totalmente el lugar hacia donde se dirige la persona; en tanto: «¿Adónde vas?» se aplicaría más a un reclamo: cuando la persona no tuviere permiso de moverse del lugar, por ejemplo, pues se tiene el antecedente que pretende marcharse hacia algún lugar ya identificado. Imagínese amable lector, un padre que ha prohibido a su hijo asistir a un sitio de reunión social —ahora llamados antros—. El chico pretende salir sin autorización hacia el lugar y es sorprendido por el padre. Este —a sabiendas hacia donde se dirige— enunciaría molesto: «¿Adónde vas?». No obstante, insisto, actualmente cualquier de ambas formas en que se escriba es admisible.

Abordemos ahora algunas particularidades. Llevará acento cuando el enunciado solicite información: «¿A dónde vas?” (oración enunciada en forma interrogativa) o «Desearía saber adónde vas», (pregunta enunciada de forma afirmativa; si se le colocara signos de interrogación, cambiaría el sentido a una reflexión en voz alta: «¿Desearía saber a dónde vas?»). Pero carecerá de acento, si el enunciado no está demando información: «Lo sabes perfectamente: iba adonde están mis amigos».

Ahora, se escribirá adonde o a donde cuando acompañe a verbos de movimiento (ir, caminar, correr, incluso mirar); pero se escribirá donde (sin la a) si el verbo no tiene esa condición: «¿Dónde están tus útiles escolares?» (será incorrecto, entonces, “*¿Adónde están tus útiles?”, pues estar no es verbo de movimiento).

Otras particularidades: no debe usarse a donde (o adonde) si quedara junto a una preposición: «¿Hacia dónde vas?» (será incorrecto, entonces, «*¿Hacia adonde vas?»). Tampoco es aconsejable usar adonde como sinónimo de en donde. «Mis útiles escolares los dejé en el restaurante donde comimos». En este último ejemplo se entiende «en ese lugar». Como es verbo no refleja movimiento y los útiles se encuentran «dentro» del local, lo que aplicaría es la preposición en. De ahí que hubiere sido impropio adonde o a donde.

Comentarios