Jaime Panqueva
10:57
05/03/22

Opinión • Empresa formal y poderosa • Jaime Panqueva

"La guerra continúa... No me refiero a Ucrania sino a la confrontación interna que vivimos en México y que en este sexenio ha cobrado más de 114.000 muertos"

Opinión • Empresa formal y poderosa • Jaime Panqueva


La guerra continúa, con brutales ataques, terror y comunicados amenazantes. No me refiero a Ucrania sino a la confrontación interna que vivimos en México y que en este sexenio ha cobrado más de 114.000 muertos.

Entre otros hechos delictivos relacionados con las mafias criminales, esta semana fueron noticia los fusilados de San José de Gracia, donde como en muchas zonas del país han claudicado de la forma más escandalosa las autoridades municipales y estatales; y el decomiso de un gigantesco arsenal en Navojoa, Sonora, en poder de un cartel del narcotráfico. Denominador común: la falta de detenidos, y en el caso michoacano, ni siquiera se ha determinado con exactitud cuántos hombres fueron ejecutados, pues de la ejecución nos enteramos gracias a un video, los cuerpos aún no aparecen.

La incautación de armas en Sonora incluyó, entre otros, casi tres millones de cartuchos de munición, 15,000 cargadores, 128 armas largas, 19 ametralladoras y una subametralladora, seis fusiles Barrett calibre .50 (el fusil más poderoso del mundo capaz de traspasar blindajes o derribar una aeronave, cuyo precio unitario oscila entre los 11 y 12 mil dólares). Con este material perfectamente se puede armar una columna de cualquier ejército.

En Guanajuato, que sigue encabezando cifra nacional de homicidios dolosos durante este sexenio, tras la liberación en Irapuato del grupo de secuestrados de la mina San Cayetano y la detención de un grupo de hombres originarios del estado de Jalisco, circuló en las redes un video muy preocupante con amenazas directas del CJNG contra la autoridades.

Tras una cortinilla inicial de corte corporativo, una treintena de hombres con equipo de combate militar, la mitad de ellos empuñan fusiles Barrett, uno un lanzallamas, y otros más sofisticados fusiles de asalto y granadas de mano; son el telón de fondo del mensaje. Como en los encuadres de Kurosawa, todos están dispuestos alrededor de una ametralladora pesada semicubierta con cananas. Una voz masculina con fuerte acento jalisciense lee un comunicado que consta de 380 palabras, de las cuales 43 corresponden a insultos. Como bien nos tenía acostumbrados el Marro, 10 de esos 43 son “puto” o “putos”, término que en algunas ocasiones funge como signo de puntuación.

Durante el mensaje, que dura poco más de dos minutos, se mencionan 15 actos o formas delictivas y se menciona 4 veces que este grupo delictivo es una “empresa formal y poderosa”. Tras deslindarse del secuestro de los mineros, amenazan de muerte a funcionarios y sus familias si interfieren con sus “puntos de venta” o “casas”.

La imagen y la palabra al servicio de quienes siguen infundiendo terror en nuestro estado. Como es costumbre, ninguna autoridad, ni siquiera la vocera de seguridad (para eso se le paga, como dijo el gobernador hace unas semanas), se ha pronunciado al respecto. Ante el poder militar y económico de esta “empresa”, el silencio parece ser lo más conveniente. Mientras tanto, los ciudadanos seguiremos pensando qué tanto de cierto tiene una de las frases más ominosas de ese discurso: “Ya saben que todo el estado de Guanajuato tiene dueño y es el señor Mencho.”

Nuestra guerra continúa, y ante la magnitud y calaña de los combatientes es mejor golpear a la 4T o  mirar hacia otros conflictos.

Comentarios a mi correo electrónico: panquevadas@gmail.com

Comentarios